2016, un año en imágenes, un año en instantes para el recuerdo

2016, un año en imágenes, un año en instantes para el recuerdo

30 diciembre, 2016

Haciendo míos los versos de Antonio Machado, a lo largo de este 2016 he andado muchos caminos y abierto muchas veredas. Gracias a esta bendita profesión de juntaletras que me ha permitido seguir conjugando el verbo viajar, sí, pero sobre todo porque, a pesar de tener la piel curtida por las sendas que un día pisé y los soles que me alumbraron, conservo intacto mi espíritu de niña inquieta y preguntona. Aquella que nunca duerme bien la noche previa a la partida, que sabe que cualquier destino esconde una historia que merece ser contada, que ama lo desconocido y se reconoce en lo cercano. Que no ha contemplado dos amaneceres iguales ni dos atardeceres parejos.

Como comenté en su día, viajo porque es mi pan y mi sal, porque nunca supe ni quise estarme quieta, porque es el mejor antídoto para no aburrirme de mí misma. ¿Sus efectos secundarios? Amplitud de miras, ser consciente de que el mundo no acaba en mi realidad, aprender a calzarme los zapatos del otro, crecer, mejorar, tratar de sumar y no restar… Nunca un prospecto encerró tantas lecciones de vida.

Yo viajo

Ahora, a escasas horas de un nuevo año, toca a hacer balance de lo vivido, de lo viajado. Nadie me obliga a hacerlo. Es más, lo hago para mí. Para disfrutar recordando, para luchar contra el olvido. Para que cuando la memoria falle pueda tirar de archivo y revivir qué supuso este 2016.

Si odias este tipo de resúmenes, es el momento de salir pitando. Si sientes curiosidad por saber dónde he estado y qué he sentido en cada horizonte conquistado, siéntate a mi lado. Comenzamos.

El Territorio de la Sidra y la gran fiesta del txotx en Guipúzcoa

Tradición, cultura y amistad en Sagardoaren Lurraldea, el Territorio de la SidraMi primer recuerdo me traslada al Territorio de la Sidra, un pequeño rincón de Guipúzcoa que vive al ritmo que marca su bebida por excelencia. Allí, entre dantzaris, bertsos y kupelas, hice mía la gran fiesta del toxt, una de las grandes citas gastronómicas de Euskadi cuyo inicio viene marcado por la celebración del Sagardo Berriaren Eguna, el día de la sidra nueva. El año que viene el inicio de la nueva temporada de sidrerías tendrá lugar el 11 de enero. Reserva un hueco en tu agenda para conocer los valores de la cultura de la sidra vasca en un ambiente fantástico donde todo el mundo es bienvenido, y darte un sabroso y contundente homenaje degustando su menú típico: tortilla de bacalao, bacalao frito con pimientos verdes, chuletón y queso con membrillo y nueces. Ahí lo dejo.

Laponia noruega, el lugar donde se cumplen los sueños

Aurora boreal en la Laponia noruega

No pidas que escoja un momento de mi viaje a la Laponia noruega. Sencillamente no puedo. Allí escuché el sonido del silencio, me enamoré de la fisonomía de los inviernos del norte, dejé que unos huskies guiaran mi trineo atravesando el gran vacío blanco, dormí en un hotel de hielo, me reencontré con el pueblo sami y me emocioné hasta las trancas al contemplar de nuevo una aurora boreal. No. Una sola postal no puede dar cobijo a tanta belleza. Además de imposible, resultaría injusto porque solo por experimentar una de estas vivencias ya vale la pena viajar a este cautivador confín del mundo. Más allá del Círculo Polar Ártico, en una región en la que la naturaleza es dueña y señora de cuanto sucede a su alrededor.

Trip-drop: viaja, da y recibe

Trip-drop

En este resumen no podía faltar el el gran proyecto solidario de Trip-drop, una plataforma sin ánimo de lucro que localiza, contrasta y difunde las necesidades de ONGs de todo el mundo para que puedas ayudarles personalmente mientras viajas. No lo olvides: si te implicas con la realidad de los países que visitas y sabes ver más allá de tu ombligo, trip-drop.com es la web que debes consultar antes de cada viaje.

“¿Y nuestros pijamas?” (Costa Brava)

El impresionante litoral del Parque Natural de Cap de Creus

Atravesamos el pueblo. Las indicaciones de centro y playas quedan atrás y temo que se den cuenta. Nos detenemos frente a la entrada de un hotel. Sus preciosas vistas sirven de excusa. Cae la tarde al son de un café y el deberíamos volver no se hace esperar. “Bien, pero antes quiero enseñaros algo”. Un guiño a la recepcionista. Un ascensor que sube a la última planta. Una puerta que se abre y un pastel en la habitación. Caras de sorpresa, abrazos y alguna lágrima. Una escena que nunca olvidaré con las 80 primaveras de mi padre y el Mediterráneo como telón de fondo. Viajé con ellos en busca de los paisajes que nos acompañaron desde que tengo uso razón. Cadaqués, Roses, Portlligat, L’Estartit, El Port de la Selva, el Cap de Creus… En la Costa Brava, ese mágico tramo del litoral catalán que llevo conmigo adonde quiera que vaya.

Helsinki, Turku y Naantali: una nueva escapada a Finlandia

Turku.Finlandia

En abril regresé al norte de Europa para asistir al Finnair’s Press Day, el encuentro anual en el que esta aerolínea finlandesa presenta a los medios de comunicación sus principales novedades. Además de reencontrarme con una vieja conocida como es Helsinki, descubrí el encanto de Turku, la antigua capital de Finlandia, una atractiva ciudad donde la vida transcurre en tono nórdico, la misma cadencia que reina en su archipiélago formado por más de 40.000 islas e islotes. Y también su vecina Naantali, la ciudad del sol de Finlandia, donde me relajé disfrutando de su fórmula de turismo sostenible y slow. Imposible olvidar aquellos atardeceres en el muelle de mi hotel. Sola, en silencio, sintiendo el frío en el rostro y el abrigo del Báltico.

Vigo y un password, Terras de Pontevedra y un puñado de hórreos

“¿La clave de wifi? mirandoalmar.” Sucedió en un restaurante de Vigo, entre navajas de buzo, centollas, arroces y vinos, y a esta sirena, demasiado tiempo varada en tierra, se le iluminó el alma. No podía ser de otra manera en una ciudad nacida del mar, donde las historias de corsarios y tesoros siguen vivas. Surqué su ría, contemplé las Cíes desde lo alto, pateé su Casco Vello, recorrí sus playas, me entregué a su noche. ¿No hay mucho que ver en la mayor urbe de Galicia? A otra con ese cuento.

La ría de Vigo desde el Monte O Castro

Hórreos que juegan con la marea, piedra, teja, cruceiros y viejos relatos de meigas. Otra imagen marinera esta vez en Combarro, en Terras de Pontevedra, en el corazón de las Rías Baixas. Una mancomunidad turística que me ayudó a paliar la gran deuda que tengo con Galicia entre arte rupestre, espacios naturales y gastronomía con mayúsculas.

Hórreos en Combarro. Poio, Terras de Pontevedra

Tierra Estella, la esencia rural de Navarra

La monumental y acogedora Estella-Lizarra, espacios naturales como el Nacedero del Urederra, hallazgos subterráneos como la Cueva de los Cristinos, pueblos que demandan una escapada rural, los peregrinos del Camino de Santiago… Estas son las postales viajeras que traje conmigo de Tierra Estella, una merindad de la llamada Zona Media que resume lo que es Navarra. Tierra de trufas, sales únicas, quesos y mieles. De pacharán, vinos que no necesitan presentación, espárragos y chuletones. ¿Comí bien allí? La duda ofende.

Peregrinos en el puente del Azucarero. Estella-Lizarra. NavarraLa profesional: la oportunidad de participar en el I Foro de Innovación Turística de Navarra como ponente en la mesa redonda “Influencers en Tierra Estella, una visión crítica”.

Oporto, sin más

Oporto

‘Quem gosta vem, quem ama fica’ (A quien le gusta viene, quien ama se queda). Nada más que decir, ya habrá tiempo para hacerlo. Por ahora, simplemente, Oporto, donde se quedó un pedacito ‘do meu coração’.

Rumbo al sur: la Costa del Sol y la provincia de Sevilla

Proponerme viajar al sur y venirme arriba es todo uno. No puedo evitarlo. Me encanta su gente, me engancha su clima, su cocina, su patrimonio, su mar. Por eso disfruté cada paso dado en la Costa del Sol. Conociendo Málaga, avistando Ronda desde el Tajo, viendo como el sol se desplomaba en el Torcal de Antequera, practicando kayak en Nerja, dejando que me mimaran en un hammam.

Atardece en el Paraje Natural Torcal de Antequera. Costa del Sol

En el sur también descubrí que si Sevilla tiene un color especial (epíteto tan trillado como acertado), a su provincia habría que adjudicarle todo un aircoíris. Un tramo del Rocío en carriola, senderismo en la Sierra Norte, marismas y arrozales, enclaves arqueológicos, cigüeñas blancas y flamencos… Es cierto, hay otra Sevilla que reclama ser descubierta y que no merece ser eclipsada por el brutal embrujo de la capital andaluza.

Vitoria-Gasteiz, Jerez de los Caballeros, Ámsterdam, Plasencia, Barcelona y una buena calçotada

Destinos del 2016

La capital de Álava me ganó con el trazado medieval de su casco histórico, con su Anillo Verde, su oferta cultural, su ambiente nocturno. Euskadi es uno de mis destinos preferidos y este próximo año mi mira está puesta en Bilbao, que ya toca dejarse caer por allí.

Jerez de los Caballeros, por su parte, con su aspecto de pequeña ciudad con alma de pueblo, de enrevesadas y empinadas calles cargadas de historia en las que aún resuenan los ecos de la Orden del Temple, y con los verdes lienzos de prados, encinas y alcornocales que dan forma a la extensa dehesa extremeña.

De Ámsterdam poco puedo decir puesto que solo pasé una mañana en sus calles y, sencillamente, no tengo base para una opinión. Lo que sí puedo afirmar es que en Palencia probé la que dicen es la mejor tortilla de patata de España, que experimenté qué se siente al saltar de un avión a 4.000 metros de altura en el túnel de viento de Windobona, que Barcelona para mí siempre será la mejor ciudad del mundo y que este 2016 se cerró con el mejor sabor de boca: una calçotada en Valls.

La viajera que he sido, la que soy y la que quiero ser, y otros desnudos del alma

En estos meses de nuevo encontré tiempo para lanzar mis reflexiones en voz alta. Para soltarme la melena y colocar bajo mi microscopio la figura del rey de los viajes. Un divertimento literario, una hipérbole mayúscula llena de típicos y tópicos, que se pergeñó con ironía, desenfado y un toque gamberro. Nació para robar sonrisas, y a tenor de su acogida, creo que cumplió su objetivo.

También me puse solemne y nadé sin guardar la ropa para analizar la viajera que he sido, centrarme en la que soy y soñar despierta con la que quiero ser. Incluso me atreví a conjugar el más adictivo y generoso de los verbos: viajar. Me cito a mí misma: “aquel que te da absolutamente todo a cambio de algo tan básico como el respeto. Por las gentes, culturas y credos que halles a tu paso, por la naturaleza que te rodee, por este mundo en el que nos ha tocado vivir, tan cuajado de defectos como henchido de virtudes. Respeto, una sustantivo que no debería tener ni un ápice de abstracto y sí un universo de realidad.”

Yo

Así fue, así lo recuerdo y así lo viví. Un año en palabras, un puñado de fotos y mil sensaciones que quedaron en la recámara. Mi adiós al 2016 y mi nice to meet you, 2017. Una película a punto se estrenarse con un elenco de lujo: nosotros. ¿Mi deseo? Que su metraje sea lo suficientemente largo para permitirnos alcanzar nuestros sueños, afrontar nuevos retos y, sobre todo, pese a los baches del camino, seguir en la carretera con una sonrisa por bandera.

Feliz año nuevo y recuerda, #viajaydejaviajar.

14 Comentarios

  1. Jonas

    Me gustó este aporte. Te felicito. Continuaré leyendo tu blog, Gracias.

    Responder
    • Alícia Bea

      Muchísimas gracias, Jonas. Bienvenido a mi rincón viajero. Un saludo

      Responder
  2. fran soler

    Feliz año y que 2017 siga siendo un año muy viajero!!! Ha sido un placer conocerte por fín!!! Un abrazo

    Responder
    • Alícia Bea

      Lo mismo te deseo, Fran. Eres tan genial, divertido y amable como suponía tras tantos años de comunicación online. Estoy deseando que nos volvamos a ver. Un abrazo enorme 😉

      Responder
  3. Núria

    Fantástico 2016 viajero el que has tenido, aunque estoy convencida que tu 2017 no se quedará atrás y ya estoy deseando que nos lo cuentes, que es un gustazo leerte juntaletras!!!
    Me han encantado tus historias como siempre, tanto me quedo con tu espectacular viaje a la Laponia Noruega como con ese recuerdo entrañable de la sorpresa a tus padres, que seguro que fue muy emocionante!!!
    Hay que disfrutarlo todo en esta vida… te deseo de corazón un muy feliz 2017!!!

    Responder
    • Alícia Bea

      Mil gracias, Núria. Ojalá este 2017 me tenga reservados muchos más viajes para poder seguir enseñándoos el mundo tal y como yo lo veo. Feliz año para ti también. Un fuerte abrazo

      Responder
  4. Irene

    Feliz 2017! Que sea tan viajero y experimental o más, como el que estamos dejando atrás.Cómo me gusta tu escritura! Que gran número de experiencias viajeras en un año!Pero reconozco que la que más me ha atrapado es la de Laponia Noruega, ya me atrapaste en tu charla , cuando nos hiciste cerrar los ojos y leyéndote otra vez lo has conseguido, espero experimentar todo lo que describes en muy poco tiempo! Un abrazote me quedo también con el superhastag #viajaydejaviajar un fuerte abrazo! Me alegra que este 2016 haya puesto en mi camino gente tan increíble como tú. Muuuua

    Responder
    • Alícia Bea

      Mil gracias, Irene. Sin duda, lo mejor de la vida es las personas que hallamos en el camino. Gracias también por venir a charla. Ver vuestras caras me tranquilizó un mundo. Ojalá que ese sueño lapón supere todas vuestras expectativas. Un fuerte abrazo y feliz año nuevo, pareja.

      Responder
  5. Victoria

    Feliz Año! Y que nos sigas contando tus viajes para convertirlos también en los nuestros!

    Responder
    • Alícia Bea

      Precioso mensaje, Mariví. Mil gracias por estar siempre. También al otro lado de esta pantalla. ¡Feliz año, bonita!

      Responder
  6. Mónica

    Sigue así viajera. ¡Disfrutando de la vida como tú sólo sabes! Feliz año

    Responder
    • Alícia Bea

      Trataré de que así sea pero ya sabes que cambiaría cualquier destino por estar más tiempo contigo, con vosotros. ¡Feliz año, amiga mía!

      Responder
  7. Elsa

    Enhorabuena bella viajera….gracias por acercarnos de una forma mágica a cada rinconcito del mundo…
    Feliz año!!!

    Responder
    • Alícia Bea

      Gracias a ti por acompañarme siempre en esta aventura. ¡Feliz año, Elsa!

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Hola! Soy Alícia, periodista freelance especializada en viajes. En esta web encontrarás todos los destinos que he visitado y todo lo que necesitas saber para organizar tu próxima aventura. Información práctica, guías, rutas, consejos, gastronomía, hoteles, descuentos… ¡Buen viaje!

PLANIFICA TUS VIAJES CONMIGO

ALOJAMIENTOS

ACTIVIDADES

CAMBIO DE MONEDA

TARJETA DE DATOS

VUELOS BARATOS

LO MÁS LEÍDO

14 Comentarios

  1. Jonas

    Me gustó este aporte. Te felicito. Continuaré leyendo tu blog, Gracias.

    Responder
    • Alícia Bea

      Muchísimas gracias, Jonas. Bienvenido a mi rincón viajero. Un saludo

      Responder
  2. fran soler

    Feliz año y que 2017 siga siendo un año muy viajero!!! Ha sido un placer conocerte por fín!!! Un abrazo

    Responder
    • Alícia Bea

      Lo mismo te deseo, Fran. Eres tan genial, divertido y amable como suponía tras tantos años de comunicación online. Estoy deseando que nos volvamos a ver. Un abrazo enorme 😉

      Responder
  3. Núria

    Fantástico 2016 viajero el que has tenido, aunque estoy convencida que tu 2017 no se quedará atrás y ya estoy deseando que nos lo cuentes, que es un gustazo leerte juntaletras!!!
    Me han encantado tus historias como siempre, tanto me quedo con tu espectacular viaje a la Laponia Noruega como con ese recuerdo entrañable de la sorpresa a tus padres, que seguro que fue muy emocionante!!!
    Hay que disfrutarlo todo en esta vida… te deseo de corazón un muy feliz 2017!!!

    Responder
    • Alícia Bea

      Mil gracias, Núria. Ojalá este 2017 me tenga reservados muchos más viajes para poder seguir enseñándoos el mundo tal y como yo lo veo. Feliz año para ti también. Un fuerte abrazo

      Responder
  4. Irene

    Feliz 2017! Que sea tan viajero y experimental o más, como el que estamos dejando atrás.Cómo me gusta tu escritura! Que gran número de experiencias viajeras en un año!Pero reconozco que la que más me ha atrapado es la de Laponia Noruega, ya me atrapaste en tu charla , cuando nos hiciste cerrar los ojos y leyéndote otra vez lo has conseguido, espero experimentar todo lo que describes en muy poco tiempo! Un abrazote me quedo también con el superhastag #viajaydejaviajar un fuerte abrazo! Me alegra que este 2016 haya puesto en mi camino gente tan increíble como tú. Muuuua

    Responder
    • Alícia Bea

      Mil gracias, Irene. Sin duda, lo mejor de la vida es las personas que hallamos en el camino. Gracias también por venir a charla. Ver vuestras caras me tranquilizó un mundo. Ojalá que ese sueño lapón supere todas vuestras expectativas. Un fuerte abrazo y feliz año nuevo, pareja.

      Responder
  5. Victoria

    Feliz Año! Y que nos sigas contando tus viajes para convertirlos también en los nuestros!

    Responder
    • Alícia Bea

      Precioso mensaje, Mariví. Mil gracias por estar siempre. También al otro lado de esta pantalla. ¡Feliz año, bonita!

      Responder
  6. Mónica

    Sigue así viajera. ¡Disfrutando de la vida como tú sólo sabes! Feliz año

    Responder
    • Alícia Bea

      Trataré de que así sea pero ya sabes que cambiaría cualquier destino por estar más tiempo contigo, con vosotros. ¡Feliz año, amiga mía!

      Responder
  7. Elsa

    Enhorabuena bella viajera….gracias por acercarnos de una forma mágica a cada rinconcito del mundo…
    Feliz año!!!

    Responder
    • Alícia Bea

      Gracias a ti por acompañarme siempre en esta aventura. ¡Feliz año, Elsa!

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ARTÍCULOS RELACIONADOS

2020, el año en el que cambió el mundo, mi mundo

2020, el año en el que cambió el mundo, mi mundo

Nos las prometíamos muy felices aquella nochevieja de 2019. Arrancaba un nuevo año, el 2020, con la mochila llena de buenos propósitos. Teníamos por delante doce meses por estrenar que, en mi caso, llegarían cargados de nuevos viajes y retos profesionales. ¿Por qué no...

leer más
Agosto: cerrado por vacaciones, abierto para mí

Agosto: cerrado por vacaciones, abierto para mí

Justo ahora, hace un año, me encontraba en una de las ciudades más seductoras que se han cruzado en mi camino hasta la fecha: la dulce y serena Kioto, la antigua capital imperial, aquella que custodia el alma del país del sol naciente. La cálida resaca emocional que...

leer más
Viajar: conjugando el más generoso y adictivo de los verbos

Viajar: conjugando el más generoso y adictivo de los verbos

Hoy vuelvo al cole. Recupero mi bata de cuadros azules con un Alícia bordado a la altura del pecho, me siento en mi pupitre y espero que llegue mi turno. Ayer la profesora de lengua nos encargó escoger nuestro verbo favorito para enunciarlo delante de toda la clase, o...

leer más